sábado, 2 de abril de 2016

(FILM) MILAGROS DEL CIELO y VOLANDO ALTO


"Miracles from Heaven"

"Eddie The Eagle"

Época de vacaciones, época de películas familiares. Vivimos en un mundo en que el cinismo y el sarcasmo están a la orden del día. No lo digo como algo malo -yo amo ambos tipos de humor- sin embargo a veces también se agradecen trabajos inocentes e inspiradores que reafirmen algo de fe en la humanidad. Tal es el caso de las películas que nos atañen hoy, ambas basadas en historias reales. 

Milagros del cielo cuenta la historia de la familia Beam, sureños cristianos cuya vida se voltea de cabeza cuando una de las hijas es diagnosticada con una rara enfermedad incurable que no le permite procesar alimentos. Esto los lleva a Boston, donde un renombrado doctor muy a la Patch Adams en mexicano -interpretado por Eugenio Derbez- los atiende. Si suena a melodrama es porque lo es, y si suena a que deben llevar kleenex es porque lo tienen que hacer. Yo lloré básicamente toda la película, t-o-d-a, y casi podría asegurar que hasta los de corazón más duro no podrán resistirlo porque en verdad se trata de una historia muy llegadora, bien contada, y con una actuación de Jennifer Garner que mis respetos. Casi al final hay un momento en que parece que están a punto de echarnos un choro mareador mocho pero en cambio se trata de un monólogo muy efectivo sobre los milagros que nos rodean día a día y que a veces no apreciamos. Cuando de este tipo de películas religiosas se trata, ésta es de las mejorcitas que he visto. 

Por otro lado tenemos la historia de Eddie Edwards en Volando alto, un británico que siempre soñó con competir en las Olimpiadas y que finalmente lo logró como saltador de esquí. Es una historia inspiracional que recuerda a muchas sagas deportivas del mismo tipo, pero que se distingue debido al carisma de su peculiar personaje principal y la determinación que lo llevó a cumplir su sueño, dejando un claro mensaje sobre la superación personal como la mayor victoria de todas. Se trata de algo así como la Jamaica Bajo Cero (Cool Runnings, 1993) de nuestros tiempos, historia con la que comparte más de una coincidencia ya que sus respectivos competidores lograron notoriedad precisamente en las Olimpiadas de Invierno de Calgary 1988. En el caso de esta película, sin embargo, la historia fue drásticamente cambiada en su adaptación para la pantalla grande, ya que el personaje del entrenador –interpretado por Hugh Jackman- en realidad no existió, y detalles de los entrenamientos y de lo que realmente pasó en las Olimpiadas varían mucho de lo que pasó en realidad. Como sea la columna vertebral de la historia de Eddie ahí está y yo quizás nada más quitaría un par de detalles que irían más en una película para adultos que en algo que podría haber sido más accesible para todas las edades, pero pues es lo que es. 

Ambas películas son manipuladoras, pero en sus respectivos géneros y ambiciones funcionan y te dejan con buenos mensajes, una sonrisa y quizás también, sí, los ojos algo rojos. 

Milagros del cielo
Directora: Patricia Riggen  
Elenco: Jennifer Garner, Kylie Rogers, Martin Henderson, Queen Latifah, Eugenio Derbez, John Carroll Lynch, Brighton Sharbino, Courtney Fansler

Volando alto
Director: Dexter Fletcher 
Elenco: Taron Egerton, Hugh Jackman, Christopher Walken, Jim Broadbent, Jo Hartley, Keith Allen, Iris Berben

No hay comentarios:

Publicar un comentario